La Olimpiada Internacional de Física 2018, el Ministerio de Educación y la Marca España

La pasada semana se ha celebrado en Lisboa la fase Internacional de la Olimpiada de Física IPhO2018, con 396 participantes de 92 países, acabando la tarde del domingo 29 con la ceremonia de entrega de Medallas. En ese acto se desvela la clasificación obtenida por cada participante. La entrega a los más destacados bien de una Mención de Honor o bien de una medalla de Bronce, de Plata  o de Oro se hace en ese orden inverso, así que la tensión para conocer a los cada vez mejor clasificados se mantiene a lo largo del acto.

La representación española, formada por los cinco estudiantes que obtuvieron las mejores puntuaciones en la Fase Nacional de la Olimpiada (Valladolid, Abril 2018) ha obtenido un magnífico resultado: una Medalla de Oro  –Alejandro Epelde Blanco (Colegio Los Fresnos, Madrid)–; dos Medallas de Bronce –Félix Moreno Peñarubia (IES L’Eliana, Valencia) y Joan Hernanz i Ibañez (Aula Escola Europea, Barcelona)– y una Mención de Honor –José Antonio Castro Moreno (IES Pinar de la Rubia, Valladolid)–.

Los cinco participantes del equipo español en la IPhO2018. De izquierda a derecha: Joan Hernanz, Jose Antonio Castro, Félix Moreno, Alejandro Epelde y  Denís Arribas. Crédito de la foto: RSEF

Esos estudiantes obtuvieron el máximo galardón en la fase nacional previa en Valladolid en el mes de Abril.  Ahora han conseguido la que hasta el momento es la mejor de las marcas en la historia de la participación española en las Olimpiadas Internacionales de Física. Es la primera vez que un estudiante español consigue una medalla de Oro y, globalmente, el resultado obtenido en la IPhO2018 por la delegación de nuestro país es excepcional, quedando en el primer tercio del ranking de países concursantes. Es un auténtico placer transmitirles, en mi nombre como Presidente y en el de todo el Comité organizador de la Fase Nacional nuestra más cordial felicitación, extensiva a sus profesores y preparadores.

En conjunto, la institución responsable de esa actividad en nuestro país es la Real Sociedad Española de Física (RSEF), de la que depende una organización que comienza con fases locales en cada distrito Universitario, sigue con una Fase Nacional, y acaba (o debe acabar) con la participación de los ganadores de la Fase Nacional en las dos fases supranacionales.

Las Olimpiadas de Física (y por supuesto todas las demás) funcionan en nuestro país gracias a la colaboración completamente desinteresada, sin ninguna retribución, de una gran cantidad de profesores especialmente cualificados que prestan su experiencia y conocimiento para diseñar, preparar y ejecutar cada fase.

Aparte de la organización de cada una de las fases locales, hay una Comisión Académica, formada por miembros de la RSEF, que viene trabajando desde 1989, y a cuya actividad e implicación desde hace 30 años se debe también, sin duda, una buena parte de los resultados obtenidos. El papel de ésta Comisión es quizás casi invisible desde fuera (como casi todas las cosas que funcionan bien) pero su labor es fundamental, y el listado de las tareas de las que se encarga comprende desde la coordinación de las fases locales, la preparación de las pruebas experimentales y teóricas de la Fase Nacional, su corrección, los cursillos de preparación de los ganadores de la Fase Nacional para las Olimpiadas supranacionales, Internacional IPhO e Iberoamericana OIbF, la propia participación de las delegaciones nacionales en éstas fases, etc. etc. Solo por mencionar un ejemplo fácilmente comprensible, en la Fase Nacional hay que preparar unas 140 copias idénticas del material experimental para que cada estudiante pueda efectuar su propia experiencia, que debe ser lo suficientemente interesante, instructiva, realizable por los estudiantes y, lo que es aún más dificil, lo suficientemente barata como para que al multiplicar por 140 el coste no se dispare (todo lo cual hace que el propio diseño sea un auténtico tour de force). En la web de la RSEF se puede consultar la página de las Olimpiadas, en la que se agrupa la información relevante.

No quiero aquí insistir ahora en la colaboración desinteresada de los organizadores de las fases locales, y sobre todo de la Comisión Académica, aunque sea esencial. En lo que sí quiero centrarme es que esa colaboración no es suficiente por sí sola. Se requiere un apoyo adicional económico, más bien modesto pero imprescindible. El gobierno sabe bien, sin duda, que prestigiar la Marca España requiere hechos y recursos, no sólo palabras.

La practica totalidad de los países que participan en la Olimpiada Internacional ofrecen a los estudiantes y a sus delegados un apoyo suficiente para asegurar su participación en condiciones óptimas, tanto apoyo económico (imprescindible para cubrir los gastos originados por la preparación de los estudiantes previamente a la propia Olimpiada, la cuota de inscripción del equipo en la Olimpiada, los viajes a la sede de cada Olimpiada Internacional, etc.) como institucional, que es fundamental desde todos los demás puntos de vista, incluyendo el psicológico de saberse apoyados.

Y es que cualquiera entiende que en una Olimpiada Internacional de Física (o Química, o Matemáticas) el equipo español es, … eso …: español. Es decir, que de alguna manera actúa como representación simbólica del propio Estado. Lo que, como mínimo presupone que el Estado, a través de sus órganos de gobierno, tenga alguna implicación o algún interés en ser representado. Y de hecho, la propia convocatoria de las Olimpiadas es una competencia del Ministerio de Educación, siendo su ejecución la responsabilidad de la Real Sociedad de Física (o de Química, o de Matemáticas)

Y bien, ¿cual ha sido la implicación, el interés y el soporte oficial del Ministerio de Educación español? Ciertamente, ha sido un perfecto ejemplo de aquella otrora famosa frase ‘Spain is different‘. La respuesta corta es: en 2018 y hasta ahora, implicación cero, interés cero, soporte oficial cero. En resumen, nada.

Hasta la Olimpiada Internacional de 2017, el Ministerio de Educación ha ido aportando a la RSEF una ayuda económica, más o menos suficiente para cubrir los mencionados gastos. Pero éste curso, a pesar de incontables gestiones por parte de la RSEF, la fase Nacional de la Olimpiada de Física (y también las de Química y Matemáticas, entre quizás otras), se realizaron sin que el Ministerio hubiera publicado siquiera la correspondiente convocatoria, y sin que se hubiera comprometido a una subvención, por escasa que fuera, para cubrir los gastos de la posterior participación en las siguientes fases, la internacional o la iberoamericana.

Así estaba la situación cuando se celebró en Valladolid la Fase Nacional en Abril de 2018, para la cual tuvimos, como organizadores locales, el inestimable y suficiente apoyo económico de la Consejería de Educación de la Junta de Castilla y León y de la Universidad de Valladolid. Con este apoyo se cubrieron los gastos de estancia durante tres días de los cerca de 200 personas entre participantes y delegados. Aparte quedan los gastos del material de las pruebas prácticas (que he mencionado antes), y  los de estancia durante la realización de la Fase Nacional de la Comisión Académica de Olimpiadas de la RSEF, que se encarga de preparar, realizar y corregir las pruebas experimentales y teóricas. Esos últimos gastos  son los que en cursos anteriores se han sufragado, conjuntamente con los gastos deinscripción y asistencia a las fases internacional e iberoamericana, mediante la aportación directa del Ministerio.

Inexplicablemente (?), los responsables (?) del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte (MECD) no solo no llegaron a publicar la convocatoria y comprometer una subvención. Tampoco les pareció adecuado enviar a ningún representante del Ministerio al Acto de entrega de Medallas (lo que hasta 2017 había sido lo habitual).

En el video del acto, disponible aquí, el Presidente de la RSEF (intervención a partir de 1:37:53) expuso ante todos los participantes la situación, manifestando cierta confianza en que en los meses que entonces faltaban para la fase Internacional se consiguiera del MECD el apoyo económico necesario para permitir la asistencia a la IPhO2018 en Lisboa de los cinco primeros medallas de oro. Desgraciadamente, este apoyo no llegó a materializarse. Esto dio lugar a una enérgica carta, Olimpiadas cientificas y el menosprecio de la ciencia firmada por los tres Presidentes de las Reales Sociedades de Física, Química y Matemáticas, que apareció en un diario de difusión nacional. Lamentablemente, tampoco la publicación de ésta carta tuvo ninguna consecuencia.

Poco después, uno de los medallistas de Oro, Pablo Criado, lanzó en la plataforma change.org una petición al Ministerio, que en bastante poco tiempo, y tras una revisión redirigida al nuevo gobierno, ha conseguido más de  84.000 firmas. Al parecer, tampoco esta petición, pese a la masiva respuesta suscitada, ha tenido ninguna consecuencia, ni por parte del antiguo MECD ni, de momento, del nuevo Ministerio de Educación y Formación Profesional (MEFP).

Acercándose la fecha de la Olimpiada Internacional, y ante la perspectiva de que los ganadores de la fase Nacional no pudieran concurrir a la fase Internacional, la Real Sociedad de Física decidió hacerse cargo, con sus propios recursos, de los gastos originados por  la participación de los cinco primeros medallistas de oro en la Olimpiada Internacional de Lisboa, así como los gastos de preparación en Madrid durante un cursillo intensivo la semana anterior a la IPhO18. Lamentablemente, la capacidad económica de la que dispone la RSEF (una sociedad independiente que se financia de manera prácticamente exclusiva de las cuotas de sus socios) no permitirá hacer algo semejante para la asistencia de los restantes medallistas de oro de la fase Nacional a la Olimpiada iberoamericana, que se celebrará en Puerto Rico al final del verano.

En lo que parece un acto de antijusticia poética, los cinco estudiantes que a punto han estado de no llegar a participar, son los que retornan de la IPhO18 con la mejor marca conseguida hasta ahora en unas Olimpiadas Internacionales.

Confiemos en que ninguna mente preclara de las que aún confunden correlación con causalidad concluya que, dado que ese brillante resultado se ha conseguido sin ningún apoyo por parte del Ministerio –mientras que cuando sí había apoyos el resultado no había sido nunca tan bueno– la opción que garantiza los mejores resultados es, precisamente, retirar por completo el apoyo del Ministerio a ésta actividad.

¿Nos imaginamos lo que ocurriría si España renunciara a dar ningún apoyo a nuestros deportistas Olímpicos? Pues eso, exactamente eso, es lo que desgraciadamente este año ha ocurrido con el apoyo del MECD (ahora MEFP) a las Olimpiadas. Con la diferencia de que, a medio y largo plazo, será el apoyo a la ciencia lo que realmente determinará el futuro del país, bastante más que las medallas de las Olimpiadas deportivas. Y es que sin Ciencia no hay futuro. No hace falta ser clarividente para concluir que visto el apoyo que España presta a los que son los mejores de su promoción en una especialidad científica, estos estudiantes se plantearán buscar una carrera en otro país que los valore debidamente (que desde luego, haberlos haylos).

Nuestros vecinos portugueses lo han entendido: En el acto de entrega de medallas en Lisboa intervino personalmente el Ministro de Educación portugués y se leyó un mensaje del propio Presidente de la República. Aparte de que la ceremonia de entrega fue transmitida en directo vía internet, con una magnífica puesta en escena, que muestra a las claras la implicación en transmitir a los ilusionados participantes el necesario y debido reconocimiento.

En la web de la RSEF aparece la noticia (sección Noticias, 31 Julio 2018) y una nota de prensa que resume la situación  actual.

En los últimos dos días, la noticia del resultado obtenido por el equipo español en la Olimpiada Internacional ha tenido bastante cobertura mediática, lo que es bueno en sí mismo, dada la escasa repercusión de la Ciencia en muchos medios. Tras un rápido rastreo he localizado algunos enlaces, que doy a continuación; seguramente hay más.

Ayer apareció una carta a la Directora en El País. La búsqueda arroja también en El País otra Carta al Director de 2012, en la que se lamenta la retirada de un Premio en metálico (de importe más bien simbólico) que hasta entonces el Ministerio había ido concediendo a los primeros ganadores –lo que sugiere que el desafecto del Ministerio está siendo progresivo y no es cosa de este curso–.

La agencia sinc publica la noticia aquí, y esencialmente la misma noticia aparece en varios medios, por ejemplo aquíaquí. También recibe cobertura algo más extensa (sorprendentemente) en el Huffington post, que es el único lugar en el que se menciona claramente que el Ministerio no ha dado ni los buenos días. No incluyo otras menciones en las que leer algunos comentarios o respuestas conlleva el grave riesgo de  perder casi definitivamente la confianza en la especie humana. Ni otra fechada ahora pero en la que la foto de los ganadores de éste año se completa con el texto y los nombres de los ganadores de la edición de 2017, y para más inri, menciona al Ministerio y al CNIIE como los organizadores, sic transit gloria mundi.

En la radio, el lunes 30 el programa La Ventana de Carles Francino entrevistó a Alejandro Epelde, quien explica que el próximo año se va a Cambridge a estudiar Matemáticas (el corte de audio de la entrevista está disponible en el enlace). Ayer martes 31 en Las Mañanas de RNE, con Javier Capitán creo que también han comentado la noticia, aunque yo personalmente no lo he escuchado, y tampoco encuentro el audio.

Hay en twitter una buena cantidad de menciones, incluyendo, como suele ser habitual en ese medio, alguna troll-spuesta realmente penosa.

No puedo sino acabar haciéndome eco del deseo con el que finaliza la Nota de Prensa de la RSEF

… con la pequeña satisfacción que produce en la RSEF el éxito logrado por la delegación española, la Real Sociedad Española de Física desea transmitir a las autoridades del Ministerio de Educación y Formación Profesional el deseo de que hagan honor al dicho latino: Facta, non verba. La lamentable situación de éste 2018, año que a efectos de subvencionar las Olimpiadas el Ministerio da alegremente por perdido, no debería –ni puede– volverse a repetir.

Postscript 1 (2 Agosto 2018): Por añadir un final con un tono positivo, bajo el título Viaje al Olimpo de la Física, en el blog Another day in the Lab podeis leer las impresiones de un investigador, también miembro de la RSEF, que ha participado en la Olimpiada de Lisboa desde el tercer lado, no como Participante ni como Delegado sino como evaluador. Es muy interesante y da una excelente imagen del trabajo que hay tras la organización de un evento como ese y de la dinámica que ocurre fuera de la escena principal.

Postscript 2 (2 Agosto 2018). Vozpópuli / Next publica hoy un excelente artículo firmado por Antonio Martínez Ron, bajo el título España pasa olímpicamente de sus jóvenes talentos científicos. Estoy seguro que contribuirá a extender el conocimiento de la inexplicable (e inaceptable) actitud del Ministerio de Educación.

Postscript 3 (6 Agosto 2018). Patricia Martínez Lope, quien lleva los lunes una sección de Ciencia en el programa Aquí en la Onda Verano de Onda Cero Radio, conducido por Alberto Granados, ha entrevistado hoy 06/08/2018 a Alejandro Epelde. Alejandro ha dejado claro que no ha habido el más mínimo apoyo del Gobierno Español para la asistencia de los cinco representantes españoles a la Fase Internacional de la Olimpiada de Física en Lisboa (aunque tampoco menciona que ha sido la RSEF quien ha cubierto los gastos de preparacion, viaje y asistencia a la IPhO2018). Los conductores de Aquí en la Onda han comentado que la próxima semana tienen previsto entrevistar al Ministro de Investigación, y han anunciado que le preguntarán sobre el particular. Alejandro ha mencionado también la apertura de un crowdfunding para permitir que los ganadores de las cinco restantes Medallas de Oro en la Fase Nacional puedan acudir a la Olimpiada Iberoamericana de Física, que se celebrará en Puerto Rico. El audio del programa está disponible aquí; la entrevista a Alejandro ocurre entre el minutaje 17:30 y 25:02, y la mención al crowdfunding y a la próxima entrevista al Ministro está a partir de 22:10.

Postscript 4. (8 Agosto 2018) Lenta, pero afortunadamente, van apareciendo más artículos que exponen la realidad de nuestro asunto, incluyendo que ha tenido que ser la RSEF quien se ha hecho cargo de los gastos que el Ministerio ha ‘abandonado’. Hoy se ha publicado en El Español en artículo, titulado El genio matemático de 17 años que se rifan en Cambridge y que tiene un mensaje para Pedro Duque.  La entradilla de la noticia la resume perfectamente, y la reproduzco aquí:

  • Alejandro Epelde es el primer estudiante español que consigue ganar un oro en una Olimpiada Internacional de Física.
  • La Real Sociedad de Física tuvo que pagar el viaje de la expedición española ante el ‘abandono’ del Ministerio de Educación.
  • Epelde reclama al Gobierno más oportunidades para los futuros estudiantes científicos: “Pague los viajes de la Olimpiada Iberoamericana”.

Postscript 5. (9 Agosto 2018) Hoy aparece en El Mundo otra noticia, con entrevista a Alejandro Epelde, y reproduce el comentario de Antonio Guirao, Director del Comité Académico de la Olimpiada Española, sobre la falta de apoyo por parte del Ministerio. Hay otra noticia en   La Vanguardia. 

Postcript 6. (10 Agosto 2018). En la web de la RSEF está disponible desde hoy un listado completo de las noticias relativas a la Olimpiada Internacional de Física aparecidas en los Medios de Comunicación, con enlaces a todas ellas. A fecha de hoy incluye 35 enlaces, bastantes más de los que yo he ido dando en los postscripts anteriores. Como información general es preferible referirse desde ahora a ese listado.

Postcript 7. (10 Agosto 2018). Tras doce días de ignorar este asunto, el Ministerio de Educación y Formación Profesional ha publicado una Nota de Prensa, que anuncian como “El Ministerio de Educación y FP volverá a apoyar las Olimpiadas Científicas“. Quienes no han leído la Nota han reaccionado de manera entusiasta, diciendo ‘así se hace, etc etc.‘ y dando su soporte inocente y bienintencionado al Ministerio (véanse los cientos de ‘Me gusta’ en los anuncios en la cuenta de twitter del Ministerio).  Pero para quienes estando involucrados en el asunto hemos leído la nota, lo más suave que se puede decir es que esa Nota de Prensa resulta claramente insuficiente, y desde luego no es ‘solución’ de nada.

Y es que la Nota de Prensa del MEFP sobre el ‘apoyo’ a las Olimpiadas resulta realmente decepcionante, y lo es doblemente, teniendo en consideración la altura a la que había dejado el listón el Ministerio anterior.

La entradilla de la nota argumenta que “El equipo actual no ha podido asumir los gastos de los viajes estudiantiles de la presente edición porque no fue publicada ninguna convocatoria en su momento.” ¿En qué consiste pues “volver a apoyar”? Pues, de momento, y buenas intenciones aparte, en lo que consiste es en reactivar, para ésta convocatoria, unos premios en metálico a los ganadores, para los cuales tampoco fue publicada ninguna convocatoria en su momento. Hay que decir que las convocatorias anteriores incluían conjuntamente los premios y las subvenciones. Hay que decir también que en el curso 2016-17, según explica, para más inri, la nota de Prensa,  “tampoco se publicó convocatoria“, pero eso no fué impedimento para que se abonaran a las Reales Sociedades los apoyos económicos correspondientes (y, nominalmente, también los premios, aunque a fecha de hoy esos premios aún no se han abonado a los premiados).

Aplicando cierta lógica bastante elemental, no resulta muy comprensible que, no habiendo sido publicada ninguna convocatoria en su momento ni para los premios ni para las ayudas (que en convocatorias anteriores se habían publicado conjuntamente), ahora sea posible conceder los premios e imposible conceder las ayudas. Hay que aclarar que éstas ayudas, además de los gastos de inscripción y viaje a las fases  supranacionales servían para cubrir todos los demás gastos del Comíté de las Olimpiadas de la RSEF, el material experimental para las pruebas, etc etc. Lo han señalado muy acertadamente en twitter Augusto Beléndez (Director de la Revista de la RSEF) y Antonio Guirao (Director del Comité de las Olimpiadas), en una respuesta a Pedro Duque:

TwitterAGuiraoABelendez

Anuncios
Publicado en Sin categoría | Etiquetado , , | 4 comentarios